Management 3.0. Liderazgo. Del Yo al Nosotros.

Del Yo al Nosotros.Un cambio necesario.

El cambio del Yo a Nosotros se torna muy necesario en la época más narcisista que se conoce en la historia de la humanidad (Facebook, Instagram, Twitter, Flickr, Pinterest, Tumblr…) 

Ese cambio debe propagarse como un virus a todos los ámbitos: personal, social y profesional, y en todas sus formas posibles, en lo lúdico, en la intimidad y en la composición y organización jerárquica de las empresas, poniendo el foco en el sistema y no en las personas, y donde el Management es definitivamente una responsabilidad de todos.

Decía Mahatma Gandhi: Sé tú el cambio que quieres ver en el mundo”. 

Transformada para el tema que nos atañe hoy y con un mensaje claro hacia los líderes y las organizaciones del momento actual, esta frase podría leerse así:

“Ser nosotros el cambio que queremos ver en nuestros trabajadores y en nuestras organizaciones”

Amagi_ Coaching

El Management 3.0 considera que una organización es un sistema dinámico y vivo en el que el 95% del rendimiento es el resultado de todo el sistema y no del individuo.

Por tanto, el liderazgo y la gestión de equipos y organizaciones ya no es una responsabilidad exclusiva de los directivos, sino un trabajo de todos.

Tomando esto como premisa, ¿qué tipo de líderes necesitan las organizaciones que empiezan a navegar por el océano del Management 3.0?

Líderes del cambio

Las organizaciones de hoy y de mañana necesitan líderes que actúen como agentes del cambio en el proceso de mejora continua de una organización:

  • Liderando con el ejemplo. El líder es la primera persona que debe estar alineada con los objetivos corporativos, en congruencia y sintonía con lo que piensa, dice y hace.
  • El uso de la inteligencia emocional deberá ser un atributo esencial para un líder del cambio.
  • Esta cualidad ayudará a entender las necesidades de cada componente del equipo adecuándose a su comunicación, para que todos puedan entender e integrar los objetivos corporativos y alinearlos así con sus propios objetivos.
  • Una vez alineados, los líderes serán capaces de estimular a sus equipos de manera intelectual y personal. Para ello es necesario conocer y preocuparse por cada miembro del equipo, identificando talento, competencias y recursos.
  • Los líderes deben generar un buen clima entre equipos jerárquicos y transversales, favoreciendo la comunicación y la confianza.
  • Tener un equipo automotivado y alineado con los objetivos, permite el crecimiento y progreso de equipos autónomos y responsables, con resultados excelentes.
  • Delegar tareas de forma efectiva, será un reto más de estos líderes del cambio.

Cambiar el entorno, cambiar a los otros

En las grandes épocas de cambio, no solo se transforman los líderes, sino que el entorno donde se desarrollan también muta, y con él todas las piezas que lo conforman y rodean. 

Una organización es un sistema formado por personas que interactúan entre ellas y en todos los niveles, por tanto, una transición o cambio en una organización, tiene que estar motivada, y además hacer partícipes a todos sus integrantes, para que la sientan como parte de su objetivo diario.

La transformación en una organización no se impone, se crea y se permeabiliza.

Cada integrante es diferente, con motivaciones distintas, así que cuando hablamos de cambios de conducta de los otros, se plantean varias preguntas para las que hay que encontrar respuesta:

¿cómo queremos hacer entender este cambio?

¿cómo cambiamos las creencias y la mentalidad para obtener un comportamiento diferente?

Lo primero de todo es comprender el pensamiento complejo.

El pensamiento complejo es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo, Edgar Morín hace referencia a la capacidad de conectar diferentes dimensiones de la realidad. El pensamiento complejo es una estrategia que tiene intención globalizadora, es decir, que trata de abarcar todos los fenómenos de los que se es presente, pero teniendo en cuenta sus particularidades como eventos diferentes que son.

La visión global y holística del universo y del ser humano fue un concepto que definió Aristóteles con la siguiente frase: 

“El todo es mayor que la suma de las partes”. Aristóteles

Si logramos entender e integrar que a pesar de nuestras diferentes conductas podemos generar un sistema donde lo importante es la visión global y el resultado común, y además podemos hacer sentir responsable a todos y cada uno de los integrantes de su creación, estaremos sin duda ante el cambio que planteamos en este artículo.

Las organizaciones pueden transformarse en redes de aprendizaje conformadas por individuos que crean valor, y el papel de los líderes debería incluir la conducción de los seres vivos más que la gestión de la máquina” Jurgen Appelo.

Para conseguirlo, el Management 3.0 ha creado cuatro aspectos de gestión del cambio:

  1. Danzar con el sistema: una red es compleja y flexible. Se adapta a nuestras acciones, y del mismo modo, debemos adaptarnos a la red.

2. Ocuparse de las personas. Las personas son las partes decisivas del sistema y que cada individuo es distinto.

No hay estrategia que funcione para todos. La diversidad es lo que hace que los sistemas complejos funcionen, y, por consiguiente, una diversidad de métodos es fundamental al tratar con individuos.

3. Estimular la red. Las conductas se esparcen como los virus, y la estimulación de la red social puede ayudar a debilitar la resistencia al cambio y transformar la organización.

4. Cambiar el entorno. Las personas siempre se organizan dentro del contexto de un entorno. Si cambiamos el entorno, cambiamos a las personas.

Epopeyas actuales

Así como el cine de superhéroes se ha convertido en una cita indispensable para el público, las organizaciones y sus integrantes tiene una cita indiscutible con el cambio y la transformación.

Las historias de superhéroes son universales: enfrentamiento entre opuestos o líderes, lucha contra un objetivo imposible o difícil, o el viaje del superhéroe o monomito  aventura para la que se necesita método, voluntad, esfuerzo y sacrificio para obtener el triunfo.

Los líderes de la era digital tienen una gran aventura por delante, llena de tareas, pruebas y retos, pero, al contrario que el héroe griego o los superhéroes actuales, ellos no están solos, tienen a toda una organización dispuesta a ayudarles.

Esta vez podemos cambiar la historia transformando el triunfo, en una victoria de todos.

Del yo al nosotros.

¿Te ha gustado el artículo? Si deseas conocer nuestro servicio de Management 3.0 visita nuestra página: https://amagi.coach/servicios/training/#liderazgo

Write a comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies